Ricotta, pera, arce y macadamia

19.1.16

La "no-receta" o el muffin que se quedó por el camino.

Tras unos meses excesos culinarios a veces apetece algo mas ligero, suave y no demasiado contundente ¿verdad?. Pues creo que esta combinación es la ideal. No digo que sea light y no engorde nada pero si estamos cansados de elaboraciones y horneados esto nos va a solucionar en un plis plas mas de un postre, merienda o desayuno. En casa ya se ha convertido en uno de esos socorridos de mirar qué tenemos en la despensa y la nevera y así como que no quiere la cosa montarlo sobre la marcha.

Realmente es solo la reinvención del clásico: requesón, pera, nueces y miel pero a mí particularmente no me gusta demasiado ni el requesón ni la miel pero esta  "variedad" o modificación es sublime, expectacular, vamos, ¡nada que ver!.


Lo único que no varía son las peras, a mi me gustan las conferencia pero cada uno puede elegir las que prefiera.

Originalmente eran los ingredientes de una receta de muffins que quería intentar pero el caso es que nos gustó tanto el queso ricotta y la mezcla así tal cual, que nunca acababa de hornearlos asi que he decidido publicarlo igual. 





INGREDIENTES

para 2 personas aprox.
  • 250 gr de queso ricotta
  • 2 peras conferencia
  • 60 gr. de nueces de macadamia
  • 2 cucharadas de sirope de arce puro (miel de maple)

Notas:
el queso ricotta solo lo encuentro en los supermercados Alcampo e Hipercor, de la marca Galbani. Es este
las nueces de macadamia las suelo encontra en Mercadona en bolsas de unos 90 gr. Son caras pero merece la pena.
El sirope de arce puro de mejor calidad es el denominado de grado A, asi etiquetado solo lo encontré en un herbolario, pero lo hay también en grandes superficies y supermercados como Alcampo o Hipercor por lo general al lado de la miel. Tiene un Indice Glucémico menor que la miel y el azúcar por lo que es mas indicado para personas con hipoglucemia o diabéticos pero la verdad yo lo he utilizado solo por el sabor, me gusta muchísimo mas.



PREPARACIÓN




Triturar las nueces de macadamia con el robot de cocina, en un mortero o cortar con el cuchillo. No llegar a pulverizarlas sino mejor dejar trozos pequeños. (Esto se puede hacer con antelación y tenerlo en un bote hermético bien tapado)


Cortar y pelar la pera al gusto, en trozos pequeños o grandes (también se puede dejar con piel bien lavada si nos gusta ).

En un bol o plato de servir poner el queso, los trozos de pera, añadir el sirope de arce y por último las nueces de macadamia en trocitos. 



La única pega es que no se puede preparar con antelación porque no queda ni vistoso ni apetitoso pero por lo demás no tengo nada mas que recomendarlo encarecidadmente porque de verdad que en casa nos ha encantado.




Y por último solo me queda agradecer a mi compañera blogger Angie del blog "Mi vida en un bowl" por enviarme este documento gráfico del queso ricotta tal y como se pueden comprar en Italia. Fue decirle que iba a escribir un post sobre y no dudó ni un momento en enviarme via wassapp esta foto cuando fue al mercado:

Ummm ¡qué variedad y que suerte el poder disfrutarlos!


Podría Interesarte

0 comentarios