Pudin de ruibarbo

18.7.14

pero que no cunda el pánico, si no encontramos ruibarbo, cambiamos y hacemos:
Está igual de bueno y son más faciles de encontrar (al menos donde yo vivo).

Pero si tenéis curiosidad por el ruibarbo,os diré que es una planta parecida a las acelgas cuya unica parte comestible es el tallo. Se parece mucho al apio pero con partes de color rojo y con un sabor totalmente distinto.
tallos de ruibarbo
Se utiliza mucho en repostería y en EEUU es muy conocida la tarta de ruibarbo. En los paises del centro de Europa y en Inglaterra también es bastante común.

Esta foto la hice en Edimburgo, en un mercadillo en la calle, podeís ver como el ruibarbo es algo de lo mas normal, compartiendo puesto al lado del perejil y las mandarinas como si tal cosa.

Yo lo había visto en algún programa de TV y en libros de cocina, pero nunca en vivo y en directo. En mi tierra Asturias, que yo sepa no hay (bueno no había hasta ahora) y creo que tampoco se conocía demasiado.
Tenía muchas ganas de probarlo pero casi habia desistido de encontralo hasta que mi amiga Marta que tiene un precioso puesto de frutas en el mercado me mandó un whasapp para decirme que lo tenía, no me lo podía creer. "Siiii lo quiero, no sé aún para qué, pero guaaaardamelo".
  
Hice una compota, exactamente igual que si hiciéramos una compota de manzana o pera. Me sorprendió el sabor y con yogurt me pareció algo delicioso.

Luego buscando alguna otra receta en la que utilizarlo, me acordé del libro de Donna Hay   
fast, fresh,simple donde venía una receta con este extraño ingrediente.

Y dicho y hecho, efectivamente este Puding de ruibarbo es rapido y simple. Es una receta facilísima, se mezclan todos los ingredientes en un bol, se mete al horno y listo.

He modificado algun ingrediente y alguna que otra cantidad pero ha salido genial y además sin gluten.

Os animo a que lo intentéis, no hace falta que busquéis el ruibarbo porque con arándanos sale perfecto.
Podéis ver el video de la receta aquí, (en inglés).


ingredientes:
  • 150 gr. (2/3 de taza) de azúcar  + 1 cucharada extra para espolvorear
  • 120 gr. (1 taza) de harina de almendra (almendra molida)
  • 1 cucharada de harina fina de maíz (Maicena)
  • 3 huevos M
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla líquido
  • 200 ml. de nata líquida (para montar)
  • 1-2 tallos de ruibarbo cortados en trozos (o ½ taza de rándanos)
  • un poco de aceite o mantequilla para engrasar los moldes

preparación:

Precalentar el horno a 180ºC
Poner en un bol el azúcar (reservando la cucharada para luego), la almendra, la maicena, los huevos, la vainilla y la nata.
Batir bien con unas varillas de mano hasta mezclar todos los ingredientes.
Engrasar con un poco de aceite o mantequilla unos moldes individuales cerámicos aptos para horno (ramequines). Aproximadamente se necesitaran 4 moldes de 250 ml de capacidad o 6 más pequeños. También pueden utilizarse flaneras pero llenando poco.
Verter la mezcla en los moldes sin llenarlos.
Repartir por encima los trozos de ruibarbo o arandanos.
Espolvorear con azúcar.
Hornear unos 25 minutos hasta que se vean cuajados y algo dorados por arriba.

Sea cual sea el ingrediente que elijas, a disfrutar!!
 recta para imprimir o guardar
Receta para imprimir o guardar

Podría Interesarte

11 comentarios

  1. ¡¡Que buena pinta tienen!!
    Los probaré con arándanos, ya que no se donde encontrar el ruibarbo, en mi mercado no hay pero intentaré buscarlo en alguna gran superficie. Besicos y Feliz Domingo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. con arándanos está muy bueno, no te arrepentirás porque además es facilísimo.

      Eliminar
  2. Jajaja, eres genial, que previsora....lo primero que he pensado (no hay manera de encontrar ruibarbo) y ya pones otra opción por sí acaso, jejejeje... Tiene que estar bien rico, seguro que de las dos opciones pero tengo tanta curiosidad por el ruibarbo...
    Besotessssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejeje, si es que si yo hubiese leido hace tiempo algo con ruibarbo me habría dicho lo mismo!!. A mi me gustó casi tanto o mas con arándanos pero es verdad que tenia curiosidad...

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. muchas gracias, pues el sabor es tan bueno como la pinta, ya verás. Tiene un toque como de mazapán pero mucho mas fresco por los arándanos.

      Eliminar
  4. Que buena pinta tiene.
    El ruibarbo es toda mi infancia. De niños nos daban un tallo de ruibarbo y un terrón de azúcar. Frotábamos el terrón sobre el tallo y luego chupabamos el tallo...mmmh que rico estaba.
    Tengo un par de plantas: una en casa de mi padre y otra en casa de otro familiar. No me las cuidan mucho pero ahí están resistiendo.
    Yo hago compota y mermelada de ruibarbo. Es también muy interesante mezclarlo con albaricoque o melocotón e incluso con fresas, por el contraste de sabores. Me queda algún tarro de mermelada por si te animas a probarlo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ohh Ingrid, que maravilla eso que me cuentas!! No sabes como me alegro. Yo no lo había probado hata ahora. Sii claro que me animo a probar tus mermeladas faltaría mas. Tenemos que vernos con tiempo y charlar muuucho.

      Eliminar
    2. Pues te las dejo apartadas...
      Cuando quieras y puedas, quedamos con tranquilidad. <3

      Eliminar
  5. Me ha llamado muchísimo la atención el pudin de ruibarbo y además es sin gluten ¡qué delicia! Así que me he animado a hacer unas cupcakes de ruibarbo sin gluten y en casa nos encantaron. Qué casualidad que compro muchas especias en la Fruteria Marta en el Mercado de Sur y alli pude encontrar el ruibarbo ecológico. Te invito a mi blog a que las veas. Tiene poquito tiempo así que soy una novata en el mundo blogger. THe citado a tu blog en la entrada como mi fuente de inspiración. Solo te digo que he vuelto a comprarlo de nuevo para volver a hacerlas.
    Muchas gracias por todo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. qué bien Nuria, cuántas cosas en común!! me encanta. Pues si a mi también me llamó la atención lo del ruibarbo, me moría de ganas por probarlo. Menos mal que Marta nos trae cosas fuera de lo común ¿verdad?. Voy ahora mismo a visitarte, ¡qué ilusión! Mucho animo con el blog y que te sea una fuente enorme de satisfacción personal, ya verás. Trabajo dá pero alegrías (como este comentario tuyo por ejemplo) pues también muchas.

      Eliminar